martes, 20 de enero de 2015

DAMAGE: UNA RELACIÓN DESTRUCTIVA

Dicen los entendidos que todo vale con el sexo, pero yo no estoy tan de acuerdo. Para que una relación sexual sea sana y plena debe haber un consentimiento mutuo. No deben traspasarse ciertas barreras y más cuando se dañan a terceras personas que son de tu propia sangre o familia.  Yo os pregunto: ¿vale la pena un amor cuando acabará en tragedia? ¿Una traición se puede mantener sin herir a nadie?


Os propongo que veáis la película Damage (Herida) y a quién tenga el libro pues que aproveche y lo lea, que seguro os hará reflexionar.
 La novela “Herida” fue escrita por  la irlandesa Josephine Hart (fallecida  en 2011, a  los 59 años) y que, para ser su primera obra, se convirtió en best seller. En España se publicó en 1991, y más tarde, cuando se estrenó la película en 1993, se volvería a editar. El libro es ameno y de lectura fácil; nos relata una relación sexual obsesiva y destructiva entre un importante diplomático inglés y su nuera. Y que, como casi todas las obsesiones, acaba en tragedia.  

¿Qué ocurre para que  cambie la vida de un hombre íntegro y dedicado por completo a la familia y al trabajo? ¿Qué poder tiene la sexualidad humana para arruinar a una persona y a los que le rodean?

El frío y distante ministro  y médico inglés, Dr. Stephen Fleming (Jeremy Irons) está casado con Ingrid (Miranda Richardson). En plena madurez, su vida laboral y familiar es modélica. Su esposa es inteligente y guapa, sus  dos hijos estupendos (Martyn y Sally)…, pero un buen día su hijo Martyn (Rupert Graves)  presenta a la familia a su novia Ann Barton (Juliette Binoche), y entre el suegro y la enigmática nuera se establece una relación amorosa desenfrenada y obsesiva, que ninguno de los dos pueden controlar. 

 
La relación que existe entre ambos es de total pasión física y dominio mutuo. Anna se convierte en su juguete sexual, pero a mi entender es él quién está dominado por ella.  Quizás el personaje de Stephen es el más egoísta de todos, incluso mucho más que el de Anna. Él pensaba que tenía su vida bajo control y no le importa dañar a su propia esposa. Pero, ¿de qué vale un amor que acaba con la vida de su hijo? 

También el papel de Ingrid en la acción resulta fundamental, ya que ve cómo pierde a un hijo y que la perfecta familia que tenía (o creía tener) ya no existe. Miranda Richardson ganó el Premio BAFTA a la mejor actriz de reparto por esta película y, además, fue nominada al Premio Oscar.


La película “Herida” (título que se le dio en España) está dirigida por Louis Malle en 1992 y es una coproducción británica-francesa.
En la película, los personajes y la historia está bien clara: Stephen no logra controlar sus sentimientos y con Anna vive una pasión desconocida, un amor obsesivo y clandestino  sin poder vitarlo, hasta que el hijo los descubre y la historia acaba en tragedia. El papel de Anna en la película es la de una mujer  muy bella, pero a la vez enigmática, ardiente en la cama y  fría por ser capaz de llevar una doble relación amorosa.


 Louis Malle logró plasmar un cóctel con los ingredientes de un drama pasional, un triángulo amoroso (amor prohibido), erotismo y dos infidelidades. Y la reflexión que te haces cuando acabas de verla quizá sea que no podemos controlar casi nada en nuestra vida. En nombre de lo que llamamos amor, a veces, perdemos la cabeza, y a veces podemos perderlo todo. ¿Se puede ser feliz a costa de causarles dolor a los que decimos querer? ¿Una traición se puede mantener sin herir a nadie?




El reparto y las actuaciones de los actores son magníficos. Miranda Richardson luce como nunca y optó a un Óscar a la mejor actriz de reparto, además de otros premios. Y ¿qué decir de Irons? Si fuera mi suegro, quizás no lo dudaría… Bromas aparte, es todo un veterano en el mundo del cine. El papel de lord inglés, con ese porte elegante y mirada esquiva,  le vino como anillo al dedo.



La francesa Binoche (que sin ser un bellezón propiamente sí es sensual)  por entonces estaba consolidando su carrera. Realmente bordó el papel de mujer fría y enigmática. Por no hablar de los encuentros sexuales de suegro y nuera: parecen dos animales, que sin hablar, se lo dicen todo.


27 comentarios:

  1. Todo no vale en las relaciones sexuales. Hay barreras que no se deben traspasar.

    ResponderEliminar
  2. Estoy contigo, nunca hay que traspasar esas barreras que pongan en peligro la estabilidad familiar. Jo.....r si estas muy necesitado pues te vas a otro sitio a buscarlo aunque desde luego no lo justifico.
    Buen articulo y buena reflexión querida.
    Besotessssssssssssssssssssssssssssssssss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sabores: no hay que traspasar ciertas barreras, pues es peor el remedio que la enfermedad. Un besito y gracias por tu visita

      Eliminar
  3. No he visto la película. Algo sobre sus personajes y hechura se dice en tu post. Es sobre las consecuencias, a veces trágicas como en este caso, de lo que se reflexiona.
    Y la verdad, el amor tiene esa brecha de locura inconsciente por donde a veces se escapa y despeña vidas. Empieza como un cauce de río con orillas al sol, y se acaba convirtiendo en un devorador mar tormentoso. Difícil de controlar por tan sólo un pequeño músculo que hace tic tac.

    ResponderEliminar
  4. Justin: sí sabemos que es difícil controlar ese gran músculo que hace tic, tac...pero para eso tenemos el cerebro y hay que pensar las cosas dos veces antes de dañar a las personas que más queremos. Un besito amigo

    ResponderEliminar
  5. Joerrrr estoy deseando ver la película Ague, pinra bien y seguro que Jeremy lo borda....y si fuera mi suegro no se yo.....de todas formas no sabemos lo que podríamos llegar hacer por amor o mejor dicho por pasion, besos reina.

    ResponderEliminar
  6. Pepa: a mí me gustó mucho en su día y seguro que te gusta. Pues yo creo, que ni por amor ni pasión mezclaría a la familia, porque seguro que se sale dañado. Besos nenica

    ResponderEliminar
  7. Querida, Águeda, me alegra leerte de nuevo.
    Tema muy interesante y película fabulosa, en su día la vi y me causo impacto, tremendos papeles interpretados por Iron/Binoche.
    Parece que la felicidad es muy complicada y nunca plena, pero eso va por barrios, dicen..jeje
    Muchos besos, y espero que estés mejorcilla

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Querida Inma: gracias por pasarte por aquí y comentar...es cierto que es un tema espinoso, pero para eso hay que usar la cabeza. Me encantó Jeremy...y su papel lo retrató muy bien. Besos

      Eliminar
  8. Lo que se debe... Difícil decidirlo cuando la pasión arrasa con todo. Ya sé que no somos leones que pueden llegar a matar a sus cachorros pero algo de ese instinto ciego llevamos todos con nosotros, sobre todo si pretendemos vivir en un control vital que es difícil de mantener férreamente.

    Gracias y saludos.

    ResponderEliminar
  9. Tras: entiendo muy bien que la pasión arrasa con todo lo que se ponga por delante..pero a costa de hacerle daño a un hijo?...No todo vale ni en el amor ni en esta vida. No creo que la pareja a la larga fuera feliz. Un besito y gracias por tu comentario

    ResponderEliminar
  10. Un buén artículo para una buena película.
    A mi entender el sexo está supervalorado y ello lleva y acarrea muchos problemas. A veces me pregunto qué es lo que haría una persona desde que nace hasta que muere si no la bombardearan con publicidad del sexo y la obligación de hacerlo. Imagino que no se dejaría llevar así como así (o sí) depende de la líbido pero, estoy seguro de que su vida sexual sería más sana...Conozco a infinidad de hombres y mujeres que practican sexo por el sexo y cuando terminan el acto, su corazón se llena de vacíos y de arrepentimiento. Los clubs de alterne es un antiguo oficio pero los sentimientos tienen mas años y no se deben de engañar para tener una decencia en el vivir...Los enamoramientos son multuples a veces pero el sexo ( salvo los calentones que son escasos) si se puede controlar para evitar problemas que traen problemas...La vida sexual es muy importante, sin duda pero si era esclavo o te domina, entonces aparece un tremendo problema en tu vida porque limita la libertad de una persona...La naturaleza humana es amplia y a unos les gusta a rabiar las hamburguesas y a otros los perritos calientes pero, cuando algo falla en nosotros y no podemos decidir, se convierte en un problema.

    ResponderEliminar
  11. Buscador: gracias por éste magnífico comentario. Sabemos que la naturaleza humana es amplia y compleja y que el sexo es muy importante en una relación de pareja. Los límites los debe marcar ella misma, pero no debemos ser esclavos del sexo por el sexo, porque a la larga no beneficia. Un besito y feliz fin de semana.

    ResponderEliminar
  12. Hola, Agueda! Este post tuyo tan logrado me hace recordar un crimen pasional que paso aqui en Pondicherry y que conte en mi blog.
    Un joven inteligente, apuesto y serio se obsesiono con su cunada...termino matandola!
    En este caso el "celibato" era fruto de una terrible represion que exploto salvajemente y no le dejaba vivir.
    El deseo sexual es una de las fuerzas de la Naturaleza que el hombre ha aprendido a domar, como el dinero, el poder...
    Por aqui dicen que no hay que dejar la puerta abierta, ni siquiera un resquicio.
    Besos

    ResponderEliminar
  13. Mi querida Igoa: cuando se trata de pasiones, que a la larga, sabemos que son destructivas, mejor cerrar puertas y ventanas....besitos

    ResponderEliminar
  14. Querida Agueda: Recordaré lo que decía mi abuela: "La jodienda no tiene enmienda"

    La película la vi cuando la estrenaron (excelente el director y el reparto, claro) y no sé si la recuerdo bien, pero creo que trata más de atracción sexual que de ese amor que podríamos llamar "a largo plazo" y que nos puede permitir razones éticas, morales y cálculos de conveniencia. En su momento a mi también me parecía un comportamiento censurable el que ofrecían los protagonistas. Ahora, sin embargo, entiendo que esa atracción puede ser un impulso de la naturaleza tan irresistible como un tsunami que ofusca la comprensión de todo lo demás. Sólo podemos desear que, de suceder, nos pille tierra adentro.

    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Miguel: la jodienda no tiene enmienda...eso decían y siguen diciéndolo...pero para algo tenemos la cabeza y más cuando se trata de relaciones entre familiares y que sabemos que acabarán mal o que haremos daño a un hijo. Esto no tiene disculpa. Un beso y gracias por tu comentario.

      Eliminar
  15. Querida amiga Agueda, hola, qué tal…?

    No he visto la peli, ni he leído ese libro, pero la casi rubia de la primera foto de este artículo es terriblemente guapa… ¡Chachi!, y además, algo que valoro muchísimo en una mujer, es elegante.

    Yo poquísimas veces veo una película entera de un tirón… me tiene que atraer mucho el argumento y a ser posible que tenga aventura, humor, filosofía, etc. Si no, la dejo al empezar.

    Gracias por lo que aquí nos dejas.

    See you. A kiss.

    -

    ResponderEliminar
  16. Juande: qué tal estás saniatario-escritor?. Hay películas que mejor no verlas, pero ésta en concreto es buena, por los actores, director y trama, que no te deja indiferente. Un besito

    ResponderEliminar
  17. Hola Agueda, las relaciones si son dominadas por la pasión se escapan a nuestro control y entonces... solo el destino y el azar tendrán la respuesta, nosotros seremos meros juguetes en sus manos.
    Besos en este 2015 ya empezado

    ResponderEliminar
  18. Puri: no entiendo de pasiones que hagan daño a personas a las que decimos querer y más cuando eso significa hacer daño a un hijo/a..creo que esto es sagrado y para evitar ese dolor lo mejor es no jugar con fuego...un besazo

    ResponderEliminar
  19. El sexo se salta todas las barreras sociales, la vida nos utiliza para sus propios fines por más que creas que lo haces por ti y para ti. Es un conflicto inevitable en la vida, tener que elegir entre tu propio deseo y persona, o unirte a tu grupo y formar parte de sus reglas. Y de muy difícil solución. La familia o la monogamia no son la única combinación ni forma de sociedad, quizás incluso tengan algo de anticuado, no sé. Louis Malle era un gran director y me gustan todas sus pelis. Pero si vamos a hablar de infidelidades mejor darle otra perspectiva al drama y distanciarse, y vayamos a ver una noche Las Bodas de Fígaro, que te reconcilia con todos los defectos de la humanidad e incluso de la vida misma. Lo bueno del caso es que el Conde pide perdón porque creyó que la había engañado, sin haberlo hecho: ése es el matiz genial de Da Ponte y Mozart: somos ingenuos cuando deseamos e incluso cuando nos arrepentimos. Sin más corto el rollo, y un saludo:

    https://www.youtube.com/watch?v=XNQGp5lKK2M

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estimado Germán: un comentario para ampliar o hacer otro post...¿tú crees que somos ingenuos cuando deseamos?...un beso

      Eliminar
  20. Vale si los dos están de acuerdo, un trabajo maravilloso,me ha encantado,un abrazo estimada amiga

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Amatista: muchas gracias por tu comentario...todo vale si la pareja está de acuerdo, pero sin hacer daño a terceras personas. Un beso

      Eliminar
  21. Qué pena que uno no pueda ver todo el cine que debiera. Se Louis Malle lo último que vi fue "Adiós muchachos", con la particularida de que no fue en una sala de cine "normal" sino en un cineclub.
    No sé si a esta peli que comentas hoy "Herida" le pasó lo mismo. El caso es que me considero un buen aficionado al cine y es la primera vez que la oigo.
    Un saludo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Emilio: pues te recomiendo que la veas, porque no te dejará indiferente. Un beso poeta

      Eliminar